Alumnas de Ingeniería Química de la UAM ganaron la University Entrepreneur Battle

Con el proyecto BiOH Solutions, Gabriela Selene García Mendoza y Raquel Robles Dorantes, alumnas de la Licenciatura en Ingeniería Química de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), ganaron la University Entrepreneur Battle, convocada por el gobierno de Jalisco y Talent Land Digital 2021.

Al quedar entre los mejores 13 trabajos de las diferentes categorías, el equipo de la Casa abierta al tiempo buscará representar a México en la etapa regional que corresponde a América Latina en Climate Launchpad local, la competencia mundial de emprendimiento organizada por el European Institute of Innovation & Technology (EIT Climate-KIC).

University Entrepreneur Battle es el certamen a nivel nacional entre instituciones de educación superior, a cargo de equipos multidisciplinarios que desarrollan una iniciativa de emprendimiento innovador con apoyo de la tecnología para resolver problemáticas de impacto, a la vez de que sea sostenible, escalable y replicable.

Las estudiantes de la Unidad Azcapotzalco lograron el primer lugar en la categoría de Desarrollo Tecnológico que –de acuerdo con la convocatoria– pretende la obtención de productos o servicios transformadores, con potencial de crecimiento alto en la esfera global e impactos positivos en su entorno.

BiOH Solutions quedó entre las 13 mejores propuestas que contenderán por el país en la edición europea, en la que, si bien “ganar suena complicado, el mayor triunfo será sin duda todo el aprendizaje que hemos adquirido y que nos servirá para un futuro emprendimiento”, señalaron las jóvenes en entrevista.

Asesoradas por la doctora Yara Ramírez Quirós, profesora del Departamento de Ciencias Básicas de la mencionada sede, precisaron que la idea surgió a principios de este año, a partir de una investigación para la unidad de enseñanza aprendizaje Introducción a la Bioquímica y decidieron inscribirse en la University Entrepreneur Battle 2021.

El tema consiste en el aprovechamiento de los residuos vegetales generados en mercados y supermercados para la elaboración de bioetanol, lo que ayudaría a disminuir el impacto medioambiental por esos desechos, además de satisfacer la demanda de etanol, que en 2019 registró un déficit de alrededor de 176 millones de litros, de acuerdo con el estudio de García Mendoza y Robles Dorantes.

García Mendoza y Robles Dorantes indicaron que Climate Launchpad convoca, no sólo a universitarios sino a todo aquel que tenga una empresa que contribuya a la disminución de emisiones dañinas. Tres propuestas serán elegidas para representar a México a nivel regional y otras tres irán a la competencia global.

Fuente: UAM