España: La UPV accede a la élite europea en investigación sobre inteligencia artificial

El Instituto Valenciano de Investigación en Inteligencia Artificial (VRAIN, por su sigla en inglés) de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), ha entrado a formar parte de la red internacional CLAIRE, cuyo fin es impulsar la excelencia europea en inteligencia artificial (IA).

Nacida en 2018, CLAIRE cuenta ya con 1.728 expertos -entre los que se encuentran los 80 miembros de este nuevo instituto de la UPV- y el apoyo de 747 empresas de la Unión Europea (UE).

Vicent Botti, director del Instituto VRAIN-UPV, explica que el objetivo de este “es producir avances significativos en el campo de la IA, centrándonos en campos como el desarrollo de nuevos métodos y técnicas de aprendizaje automático, las aplicaciones innovadoras en IA orientada al ser humano, el big data, el procesamiento del lenguaje natural, la visión artificial, la robótica, la cooperación hombre-máquina, la inteligencia artificial explicable y segura…”.

El Instituto VRAIN-UPV se creó el pasado mes de abril y está formado por investigadores con una amplia experiencia y reconocimiento tanto nacional como internacional en el ámbito de la IA. “En el ámbito español, nuestra producción científica y participación en proyectos de investigación nos sitúan entre los tres mejores centros del país”, destaca Botti.

El catedrático de la UPV presentará en los próximos días este nuevo instituto de la UPV en un encuentro promovido por la Comisión Europea en el que se pretende dar a conocer nuevas líneas de investigación y programas de I+D sobre IA. Según el director de VRAIN-UPV, la IA está cada vez más presente en nuestro día a día “y lo estará mucho más conforme pasen los años”. Como ejemplo, pone uno de gran actualidad: las elecciones.

El director del Instituto VRAIN explica que la IA ayuda a las formaciones políticas a conocer mucho mejor a los votantes. “La IA, el big data… son herramientas muy potentes para orientar o reorientar su campaña. Quizá sea un campo todavía incipiente, pero su peso será cada vez mayor en nuestra vida diaria y, por supuesto, en los procesos electorales”, añade.

Así mismo, el catedrático de la UPV apunta también que la IA “va a permitir reproducir el comportamiento social humano. Por ejemplo, ayudará a modelar el miedo a las pérdidas y las actuaciones de los vendedores en los mercados de vivienda, o a predecir la asunción de riesgos en experimentos de subasta. A su vez, la IA es también de gran interés en muchas áreas de investigación, como la gestión de emergencias, la educación personalizada, la atención sanitaria, los videojuegos o el marketing”, concluye Botti.

Fuente: UPV