Investigadores PUCP desarrollan robot para atender la salud mental de pacientes con COVID-19

Una de las lecciones urgentes que nos dejará la pandemia de COVID-19 es dar más importancia a la atención de la salud mental. Si bien, en esta emergencia sanitaria, los centros de salud se han enfocado en el tratamiento de miles de pacientes con la enfermedad infecciosa, ¿cómo responder ante los cuadros de depresión, ansiedad, insomnio, entre otras afecciones que también sufren estos pacientes?

En busca de una alternativa, los integrantes del Grupo de Innovación Tecnológica (GIT) y del Grupo de Control y Automatización (GECA), del Departamento de Ingeniería de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), trabajan en el desarrollo de robots móviles teleoperados de bajo costo. Estos son diseñados para apoyar a médicos y otros especialistas en la atención de pacientes con enfermedades infectocontagiosas. Esta propuesta obtuvo S/ 350 mil de financiamiento, en el Concurso de Proyectos de Investigación Aplicada y Desarrollo Tecnológico de Concytec, para su desarrollo e implementación en los próximos dos años. El Dr. Gustavo Pérez es el investigador principal de este proyecto y docente del Departamento de Ingeniería de la PUCP.

El Robot Móvil Teleoperado para Manejo de Afecciones de Salud Mental en Pacientes con Enfermedades Infecciosas, nombre oficial de esta iniciativa, tendrá una forma humanoide, una estatura similar a la de un peruano promedio y un aspecto amigable para atraer la atención de los pacientes. El primer prototipo del robot contará con una pantalla para las sesiones virtuales y ruedas para desplazarse en hospitales.

A la fecha, los investigadores han desarrollado la estructura y los elementos de movimiento básicos, como ruedas y motores. Con el uso de tecnologías de vanguardia en salud 4.0 -como la robotización, el control y automatización, la sensorización, el Internet de las cosas, la conectividad remota, entre otras-, se buscará que el robot realice tareas de telepresencia, teleoperación y de seguimiento de instrucciones de personal capacitado.

A largo plazo, contar con estos robots permitirá proteger al personal de salud mental del contagio de enfermedades infecciosas. Además, se podrá aumentar la frecuencia diaria de atención a pacientes, ahorrar en elementos de protección, y brindar una atención dinámica y personalizada al paciente en tiempo real.

Todo este trabajo forma parte de la robótica social, disciplina que, en otros países, ha diseñado robots eficaces para el tratamiento de niños y adultos del espectro autista o con discapacidades. Sin embargo, el precio de cada robot suele ser mayor a US$ 100 mil, cifra inviable para su importación al Perú. Con el financiamiento de Concytec, los investigadores PUCP desarrollarán un prototipo 100% nacional a un costo significativamente menor.

Fuente: PUCP