México: Escuela Politécnica de la UdeG impulsa el uso y profesionalización en energías alternas

Pensar en energías alternas es una apuesta del trabajo educativo del Sistema de Educación Media Superior (SEMS) de la Universidad de Guadalajara (UdeG) que impulsa la formación tecnológica y su congruencia con las demandas globales actuales en lo que respecta a generación de combustibles limpios, al aprovechar la luz solar o la energía eólica.

El ingeniero Eduardo Mejía Anaya, coordinador de la carrera en Tecnólogo Profesional en Energías Alternas que se ofrecerá a partir del ciclo 2018-B en la Escuela Politécnica “Ing. Jorge Matute Remus”, aseguró que esta opción de estudio aprovecha fuerzas naturales para formar a bachilleres que aspiren a ser promotores y emprendedores en beneficio del medio ambiente y dejar de lado los combustibles fósiles.

“En México tenemos la ventaja de la gran cantidad de generación de energía fotovoltaica que capta la luz solar. Tenemos a lo largo de todo el país, una insolación promedio de entre cinco y seis horas. Esto nos hace candidatos a que en toda la república se puedan instalar paneles para casas hogar, comercios e industrias; por ello tenemos un gran campo de profesionalización”, sentenció.

El académico agregó que otras variantes que propician oportunidades laborales para quienes egresen de la carrera, son las posibilidades que brinda la Reforma Energética, aprobada en 2013 por decreto presidencial, misma que posibilita instalar en casas habitación sistemas de energía solar.

Subrayó que preparar a los jóvenes para las nuevas carreras que demanda el mundo globalizado, como lo es la generación de energías limpias, es una apuesta fuerte de la UdeG para enfocarse a la educación de la ciudadanía en el consumo de combustibles que sean amigables con el medio ambiente, “las alternativas que promoveremos no impactarán más al efecto invernadero”, dijo.

Mejía Anaya destacó que el programa tendrá la particularidad para que los alumnos se formen en un ambiente de emprendimiento y que luego del bachillerato puedan insertarse al mercado laboral, “el modelo educativo apuesta por el hecho de que nuestros alumnos sean propositivos. Tal vez de nuestras aulas salgan prototipos que aprovechen la energía natural, como autos con paneles solares u otras variantes. Por eso proponemos una carrera que posibilite la materialización de la creatividad”. Agregó.

Fuente: UdeG