UNL destina más de $ 114 millones para mejorar la enseñanza

Las acciones alcanzan a todos los niveles educativos de UNL. Comenzaron en 2020 y se siguen profundizando en este ciclo lectivo. La inversión incluye fondos propios y financiamiento obtenido de los planes de Virtualización de la Educación Superior de SPU.

Con el objetivo de fortalecer la enseñanza, garantizar una educación de calidad y consolidar los ambientes de trabajo en la nueva normalidad, la Universidad Nacional del Litoral invierte más de $114 millones en acciones y equipamiento vinculados a la virtualización de la enseñanza y a la educación en la postpandemia. “Uno de los compromisos que asumimos ante el desafío impuesto por la pandemia se basa en mantener la calidad en todos los niveles de enseñanza”, aseguró el rector Enrique Mammarella para luego completar: “Al principio de la pandemia, apoyados en 20 años de experiencia, aseguramos el desarrollo del ciclo lectivo 2020; actualmente, realizamos estas inversiones en función de la construcción de un nuevo futuro para la Educación que estamos trabajando entre todas y todos, siempre en equipo”.

Cabe señalar que el presupuesto invertido combina fondos propios de la UNL y aportes de la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) a través de las dos convocatorias del Plan de Virtualización de la Educación Superior (VES).

En este sentido, cabe recordar que, en marzo del año pasado, cuando el Gobierno nacional decretó las primeras medidas de aislamiento por la pandemia de COVID-19, la UNL comenzó a desplegar un Plan de Virtualización Pedagógica, entre otras medidas que se tomaron para garantizar el desarrollo del ciclo lectivo. Sobre la base de 20 años de experiencia en educación a distancia que acumula la UNL, la estrategia implicó que fueran virtualizados todos los contenidos de la modalidad presencial de 1200 espacios curriculares por cada cuatrimestre, entre otras acciones para hacer frente a la emergencia. Los cuatro niveles que alcanza la UNL -preuniversitario, pregrado, grado y posgrado- fueron destinatarios de las acciones que procuraron conformar un dispositivo institucional tecno-pedagógico, basado en el desarrollo de ambientes virtuales y plataformas para la interacción en tiempo real.

La planificación requirió tomar decisiones que articularon estrategias académico-pedagógica, comunicacional, tecnológicas, y de formación docente y de estudiantes. Además, se creó una Red de Ambientes Virtuales para la comunidad de la UNL estableciendo un grupo de referentes por unidad académica, generando una arquitectura distribuida de alojamiento de Ambientes Virtuales (base Moodle); y se desarrollaron instancias de formación de docentes y conformación, capacitación y asistencia técnica.

Fuente: UNL